El dominio del sectarismo

0
147

Radicales Libres || Anibal M. Silva


La vida en México ya no es dominada por el Estado de Derecho, es ya presa del sectarismo.Si algunos estimaban que habría un regresión de unos 50 años en la vida nacional. La realidad es que ya estamos cognitivamente en la época del Virreinato.Sí, en esa época en la que dominaba el fanatismo religioso y donde la Inquisición controlaba y dosificaba la verdad, su verdad.  Cualquier otra versión es considerada blasfemia.

Los fanáticos ya dejaron de serlo para convertirse en sectarios.

Un sectario carece de pensamiento crítico y defiende al líder de la secta no importa que circunstancias tenga que pasar en su vida diaria y no importa las consecuencias que tengan que afrontar su persona y el núcleo social que los rodea.

Así, desvirtúan la realidad y no importa si por el desabasto se suspende el tratamiento oncológico para un pariente cercano, una madre, una hermana, una hija, una esposa. No importan si mueren por falta de tratamiento, el sacrificio por el bien del “movimiento” lo vale.

Tampoco importa si los hijos del líder, se vuelven millonarios, mientras que la secta, y sus hijos, se mueren de hambre.

No importa que haya muerto algún familiar de Covid, si se murió “es por no cuidarse”. Igual pasa con los muertos por violencia.


La cultura del pretexto
Todo lo justifican, para todo hay un pretexto.

El fracaso en el que se ha convertido el gallinero habilitado como aeropuerto “Felipe Angeles”, que no es una opción viable y las aerolíneas internacionales no voltean a verlo, se ha encontrado con una abundante dosis de pretextos, pero ninguna solución.

Aunque los resultados demuestren fracaso, para los sectarios “el líder” es infalible.
Sí, el líder que tiene un récord se homicidios, que libera delincuentes, que saluda a madres de narcos y que ve a los pistoleros como “seres humanos”, es infalible, aunque los resultados no lo acompañen.
Todo se va en escurrir el bulto y evadir responsabilidades, mientras alegan que “es el segundo mejor presidente del mundo”. El resultado es publicado por una encuestadora patito, y el líder de dicho ranking es de la India…Hagame usted el favor.
De nada sirve exhibir a su familia y colaboradores pidiendo dinero y embolsando fajos.

Ellos tampoco son deshonestos. 

Lo dice el líder.
Ah pero si el líder decreta que alguien es culpable, entonces es culpable. La secta lo avala ciegamente.
Y si alguien comete el error de dejar caer una línea del metro lleno de pasajeros, los hacen candidatos presidenciales.
De ese tamaño es la incongruencia y el fanatismo de los sectarios.


Jiribilla

México ya se encuentra secuestrado por una secta. Y ya es muy difícil dar marcha atrás.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here