Punto Rojo || EL IMPERIO DE LA LEY EN TAMAULIPAS

0
934

Se escribe otra historia politico-policiaca

Por José Dosal Hernández
El combate al crimen organizado en los últimos meses – en Tamaulipas- a tomado una nueva ruta cuyo destino puede ser el final de la época violenta anclada en estas tierras los pasados cuatro sexenios.
Durante 24 años Capos, Carteles y malos funcionarios determinaron los futuros de nuestro estado, generandoles inmensas ganancias económicas, posesicionandose de grandes extensiones territoriales y al pueblo, muertos, pobreza y terror.
Comercios devastados, sin inversión, así como un el campo agrícola y ganadero abandonado.
La actual administración Panista (encabezada por el Gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca) rompió «sutilmente» la estrategia federal caldenorista y dio entrada a una (más efectiva) estatal con personajes policiacos conocedores de la geografía tamaulipeca, sus bandas, su historia, su evolución e impacto en la sociedad.
Ex policías pertenecientes a grupos élite de la vieja escuela, surgidos de equipos que ganaron fama como Yanquis dirigen actualmente la lucha.
En una primera accion sacaron de su confort o zona de dominio a los generadores de la violencia y los obligó a buscar otros escondites hasta donde los a perseguido y tras arrestarlos los conduce a carceles Tamaulipecas para pagar sus culpas legales.
La estrategia de Felipe Calderón cayó como una bomba en el centro de los carteles y los orillo a fragmentarse naciendo pequeñas células que se vieron obligadas a subsistir del secuestro, soborno, asalto, robo de combustible, taxis piratas y cuotas a negocios.
El feroz pleito entre las distintas células provocó perdieran el control de lo ilegal y migraron a explotar el negocio formal (legal) como una manera de allegarse recursos para subsistir afectado familias enteras.
Desde Tomas Yarrington, que desarticuló dependencias como la Procuraduría General de Justicia para poner a disposición del crimen organizado su estructura, hasta Egidio Torre Cantú, quien simulo modificaciones al Código Penal vía Congreso del Estado para beneficiar a los bandidos, no se había registrado un combate frontal a lo largo y ancho de Tamaulipas, sin tener preferencia por algún grupo delictivo.
Hay detenciones y bajas en Nuevo Laredo, la Ribereña o Frontera Chica, Matamoros, Reynosa, Victoria y Tampico.
Es común, lamentablemente, que en este tipo de jornadas existan asesinatos contra representantes de la ley y pérdidas millonarias en equipos tácticos.
En otra medida el Gobierno del Estado ofrece millonarias recompensas por información que lleve a la detención de los infractores, así los exhibe públicamente perdiendo el anonimato.
La Federación actúa en consecuencia.
Desde el inicio de su mandato el Gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca, externo sus intenciones de combatir de frente el fenómeno de la inseguridad.
Patrullas estatales y policías son destrozados por comandos de sicarios que a toda costa pretenden mantener el control de sus zonas de trasiego.
Conforme van pasando los días, la cruzada que comenzó con el cierre de antros, decomiso de taxis piratas, aprehensiones de notarios públicos, clausura de casinos, subió de tono y hoy hay aseguramiento de arsenales, drogas, dinero y arrestos de individuos importantes o claves dentro de las organizaciones criminales.
Por un lado el CDN, CDG Y Z, y delincuentes solitarios sufren pérdidas económicas y hombres, y en contraparte caen abatidos ministeriales, estatales, soldados, Marinos, Federales y otros funcionarios públicos.
La población civil y medios de comunicación ponen su cuota de sangre en esta cruenta guerra sin cuartel.
La aplicación de la ley no tiene distingos,
ex funcionarios son llevados a prisión por haber malversado fondos públicos.
También periodistas encarcelados por encubrir homicidas, otros con peor suerte son ejecutados.
Yarrington, Eugenio Hernández y Egidio Torre, muy tarde se dieron cuenta que ceder espacios a los carteles con la intención de «lograr la paz» no era lo adecuado y el estado se convulsiono hasta estar como esta.
Dos años antes de concluir el mandato de Egidio Torre, alguno de sus asesores, esas «mentes brillantes» que nunca faltan, recomendaron otorgar algunos mandos dentro de la Procuraduría, estando Ismael Quintanilla Acosta de Procurador, a la delincuencia, suponiendo que tal medida serviría para pacificar el estado, la situación se complicó.
..En lo personal, sino puedes controlar la situación al menos no cedas a las exigencias…
La problemática en el renglón de inseguridad en Tamaulipas se transformó y se volvió más compleja porque la Federación quiso siempre llevar la batuta o el mando haciendo un lado al estado cuyos ex Gobernantes por comodidad no intervenían.
Actualmente el Estado va ganando poco a poco terreno en el control de la lucha.
Con el paso del tiempo quedo comprobado que el Mando Único de Felipe Calderón, es un modelo de choque, de impacto urbano, sometedor de marchas o revueltas callejeras, sociales o políticas.
La reincorporacion de la Policía Preventiva jugará un papel importante en el combate pues lograra el control total de las calles, barrios y colonias disminuyendo el robo a casas habitación, comercios, asalto a transeúntes y de paso tener una visión más precisa de cobradores de cuotas quienes en su mayoría ya no dependen de organizaciones criminales sólo usan las siglas.
Los tamaulipecos estaríamos viendo el renacimiento o regreso de las pandillas pero más organizadas y más violentas que las tradicionales.
El imperio de la ley no sólo debe de existir en los códigos y sus artículos, debe de aplicarse para que los criminales vuelvan a respetar a la sociedad
Lograr que vayan sacando las manos de decisiones políticas, sindicales, sociales y asuntos propios de la población.
Otro de los ejes importantes del gobierno Panista es la reconstrucción económica y como prueba más palpable es instalación de una base naval en la Presa Vicente Guerrero fuente turística que desapareció totalmente a causa de la guerra.
Foco atractivo turístico de talla internacional por su cacería y pesca pronto volvera a reactivarse generando miles de empleos, pero primero se debe de garantizar la seguridad tanto a pobladores locales como a turistas incluso a inversionistas.
Victoria recién vivió una racha de secuestros que impactaron principalmente a la clase empresarial y familiares ligados a funcionarios de primer nivel, sin embargo gracias a las aprehensiones la tensión en la clase productiva disminuyo.
García Cabeza de Vaca deberá de arrebatar el poder decisivo a grupos criminales y malos funcionarios que tanto daño hicieron a Tamaulipas y restablecer el imperio de la ley.

Deja un comentario