Tampico, Tamaulipas.- Jessica Gabriela, de 20 años y que se encontraba embarazada de ocho meses de gestación, murió asesinada por un matrimonio que la citó con engaños a través de  Facebook. La pareja deseaba robarle el bebé nonato.

Autoridades policiacas de Tamaulip[as detuvieron al matrimonio conformado por Cynthia Fátima “N” y su esposo Omar Enrique “N” bajo los cargos de doble homicidio, toda vez que Jessica y su bebé perdieron la vida.

Los hechos ocurrieron el pasado 27 de marzo, cuando Jessica acudió al domicilio de los ahora homicidas ya que por medio de engaños le prometieron entregarle ropa para su bebé. Una vez en la vivienda, fue atacada por la pareja, que con un objeto punzocortante, perforó el vientre de la joven, pretendiendo sacar al producto con vida. Jessica murió a causa de un shock hipovolémico (pérdida de sangre y líquidos), mientras que la bebé nonata, falleció a causa, de shock hipovolémico, insuficiencia respiratoria e hipotermia.

Ante estos hechos, se presentaron en el hospital Carlos Canseco, con la bebé muerta en brazos, alegando un aborto. Como cayeron en contradicciones, autoridades del nosocomio dieron parte a la Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas, quienes realizaron la investigación correspondiente, y mediante una orden de cateo en el domicilio ubicado en la colonia Nuevo Progreso de este puerto, localizaron una bolsa con el cuerpo sin vida y en estado de descomposición de Jessica, en una parte contigua al domicilio, oculta bajo una cama.

La ahora homicida Cynthia Fátima había perdido a su bebé y engañaba a su marido con un falso embarazo.

Desde que desapareció Jessica, su caso fue alertado por su hermana Liliana a través de redes sociales

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here