La Corte Federal de Distrito para el Sur de Texas reclama a Hernández Flores y a su cuñado Óscar Manuel Gómez Guerra por ser presuntos responsables de diseñar y ejecutar “varias maquinaciones con el fin de robar dinero al gobierno de Tamaulipas, realizando contratos falsos” entre 2005 y mayo de 2015.
Según la investigación estadunidense, durante el mandato de Hernández Flores, Gómez Guerra y el empresario Guillermo Flores Cordero, junto con más personas, crearon empresas ‘fachada’ y abrieron cuentas bancarias en el Valle de Texas, para lo cual falsificaron documentos que entregaron a los bancos Inter National Bank y Lone Star Bank of Comerce.

“Una vez que las cuentas de los bancos estadunidenses se abrieron y el dinero se envió a las cuentas de las empresas fantasma, los coconspiradores recibieron sus pagos en cuentas bancarias particulares. Óscar Manuel Gómez Guerra tomó su parte y los fondos restantes fueron depositados en una cuenta nominada a nombre del coconspirador, de la cual la investigación reveló estaba para el beneficio de Eugenio Javier Hernández Flores”, informó el gobierno estadounidense.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here